La prueba PiCAT vs el examen ASVAB: ¿en qué se diferencian?

Escrito por Fernando Cardona y Eloisa Ocando

Si estás considerando enlistarte en alguna de las ramas de las Fuerzas Armadas, ya sabrás que necesitas tomar la prueba ASVAB. Pero ¿alguna vez has escuchado de la prueba PiCAT? La similitud con el examen ASVAB, hace fácil confundirlos. En este artículo explicaremos las diferencias entre el examen PiCAT y el ASVAB.

¿Que es la prueba PiCAT?

La prueba PiCAT es una versión electrónica del ASVAB para entrar en las fuerzas armadas y decidir cuales candidatos son los más aptos. La palabra PiCAT corresponde a las siglas “Pending Internet Computerized Adaptive Test” en inglés. Hoy explicaremos las diferencias, ventajas y desventajas de la prueba PiCAT como opción para completar el proceso de enlistar.

¿Cuáles son las diferencias entre la prueba PiCAT y el ASVAB?

En general, el ASVAB es una prueba que los solicitantes presentan en los centros MEPS y MET. Esta prueba es estrictamente cronometrada y tiene una duración total de tres horas. Además es supervisada por oficiales encargados.

Por otro lado, la prueba PiCAT es autoadministrada, esto quiere decir que puedes presentarla desde cualquier computadora con acceso a Internet. Por eso, los solicitantes no tienen límite de tiempo para completar la prueba, ni son supervisados.

Una diferencia importante entre las dos pruebas es que el examen PiCAT tiene dos partes. La primera es la prueba sin supervisión que el solicitante presenta en línea para obtener el puntaje preliminar. La segunda parte es la prueba de verificación o “V-test” es de corta duración, 30 minutos, y es supervisada por oficiales.

Cabe señalar que si la verificación confirma el resultado obtenido en la prueba PiCAT, tu puntuación preliminar se hará definitiva. En este caso, tu puntaje se registra como el puntaje ASVAB oficial válido en el proceso de enlistamiento.

¿Quiénes pueden tomar la prueba PiCAT?

Una cuestión importante a tener en cuenta, es que esta prueba es solamente para aquellos solicitantes que no hayan realizado nunca la prueba ASVAB. Si ya has presentado el ASVAB y quieres mejorar tus puntajes oficiales, deberás tomar de nuevo el ASVAB en el tiempo previsto por el departamento de defensa.

¿Cómo tomar la prueba PiCAT?

Aunque la prueba PiCAT está disponible en cualquier lugar donde haya una conexión a Internet, para poder presentarla los solicitantes deberán registrarse. Toma en cuenta que si ya has iniciado el proceso con un reclutador, el será quien te dará información sobre dónde y cómo iniciar la sesión. En ese momento, el reclutador te dará tu propio código de acceso.

Plazos de la prueba PiCAT

En cuanto a los plazos, normalmente el reclutador le pedirá al solicitante que inicie la prueba en un tiempo determinado. Normalmente deberás presentar el examen en un máximo de 30 días luego de recibir el código. Recuerda que este código es personal e intransferible. Además, una vez que inicie la prueba, tendrás un plazo de 48 horas para terminarla.

Es importante recordar que el puntaje obtenido en la prueba PiCAT es preliminar. El puntaje definitivo solo se obtiene luego de presentar la prueba de validación. Según la normativa vigente, el plazo para validar el puntaje PiCAT con fines oficiales es de 30 días. Si no logras validar tus puntajes a tiempo, o los resultados del V-test no confirman tu puntaje preliminar, no hay penalización. Simplemente, deberás tomar el examen ASVAB tradicional.

¿Cómo se previenen las trampas en la prueba PiCAT?

Aunque no hay medidas extraordinarias para evitar que las personas hagan trampa, la normativa establece claramente que no puedes utilizar ayuda externa para resolver el examen. Tampoco puedes buscar en Internet o usar otros materiales de referencia.

Por otra parte, el examen PiCAT también necesita la validación en persona. Este es un examen supervisado y cronometrado que permite verificar que tienes el conocimiento necesario para haber logrado los puntajes preliminares. Si los resultados de la prueba de verificación respaldan los resultados de la prueba PiCAT, tu puntaje quedará registrado como el resultado oficial. Si no logras validar tu puntuación pasarás a tomar un ASVAB ese mismo día. Debes estar preparado para cualquier escenario.

Las ventajas y desventajas de las puntuaciones de PiCAT

Ventajas de la prueba PiCAT

Un aspecto importante que puede ser usado a tu favor, es que puedes dejar expirar los puntajes de la prueba PiCAT y tomar el examen del ASVAB para tener una mejor puntuación.

Desventajas de la prueba PiCAT

Uno de los aspectos negativos del PiCAT, que podría desanimar a algunos candidatos, es que después de obtener una buena puntuación preliminar, es posible que tu prueba de verificación no respalde el resultado. Esto es especialmente importante porque veo que muchos solicitantes publican su resultado preliminar en las redes sociales antes de validarlos. Entonces, si la validación falla, es posible que se sientan frustrados. Por eso, mi recomendación personal es ser reservado al obtener tus resultados preliminares.

Por otro lado, a veces la prueba de validación tiene fallas y es posible que te veas obligado a realizar la prueba ASVAB completa en su lugar. Por eso es importante mantener la mente abierta y revisar el material de estudio completo, incluso si no planea tomar la prueba ASVAB.

Recomendación final

La prueba PiCAT puede ser muy útil como preparación al ASVAB, especialmente para las personas que sufren de ansiedad durante los exámenes. Para ellos, tomar el examen de tres horas en la comodidad y privacidad de su propio hogar puede hacer la diferencia.

Pero, si un candidato obtiene un puntaje bajo en el PICAT, entonces simplemente debe estudiar un poco más y tomar el examen ASVAB completo. En mi grupo de FB “Repasos de ASVAB IQ”, pensamos que tomar el PICAT es una buena experiencia para poner a prueba tus conocimientos.

En mi experiencia, nuestros estudiantes obtienen mejores puntajes en el ASVAB tradicional. ¡No dudes de ti mismo! Obtener una puntuación alta en la ASVAB siempre necesitará estudio y concentración. Por esto, es importante prepárate bien para esta prueba. Es tu futuro. Aprovéchalo al máximo.

 

 

Menu